Iga Swiatek hace historia en la final de Roma: doble rosco a Pliskova y ‘top10’ mundial

Iga Swiatek ha hecho historia este domingo en el Foro Itálico de Roma. La polaca, de tan sólo 19 años, se ha impuesto en la final a Karolina Pliskova por un doble 6-0, en 46 minutos, y este lunes estrenará condición de ‘top10’ de la WTA.

De esta forma, Garbiñe Muguruza tendrá que esperar a Roland Garros para intentar volver a los diez primeros puestos del ranking.

Por décima ocasión desde 1971, una final del circuito femenino ha terminado con un resultado tan abultado. Las otras nueve fueron: Chris Evert a Linda Tuero (Cleveland, 1973), Chris Evert a Gail Sherriff (Indianápolis, 1974), Chris Evert a Martina Navratilova (Amelia Island, 1981), Etsuko Inoue a Beth Herr (Tokio, 1984), Steffi Graf a Natasha Zvereva (Roland Garros, 1988), Elena Reinach a Caroline Kuhlman (Auckland, 1993), Marion Bartoli a Olga Puchkova (Quebec, 2006), Agnieszka Radwanska a Dominika Cibulkova (Sidney, 2013) y Simona Halep a Anastasija Sevastova (Bucarest, 2016).

Lo más cerca que había estado Iga de completar una ‘bicicleta’ en un torneo profesional había sido precisamente ante Kristyna Pliskova, la hermana gemela de Karolina, para colarse en su primera final en Lugano 2019. Ganó en esa ocasión por 6-0 y 6-1.

Sólo una vez la finalista de Roma había encajado un correctivo igual: tenía 17 años cuando perdió ante Anna Korzeniak en los cuartos del ITF Latina-Nascosa.

Desde la española Arantxa Sánchez Vicario que no había una jugadora que tuviera un tenis tan adecuado a la tierra batida. Swiatek, vigente campeona de Roland Garros, presenta candidatura a repetir corona en París cuando faltan dos semanas para el inicio del segundo grande del calendario.

Pliskova se rindió en el segundo juego del segundo set cuando perdió por cuarta vez su saque. Estrelló su raqueta contra el suelo, recibió una amonestación de la juez de silla y desconectó definitivamente de la final.

Iga logra su tercer título como profesional después del Abierto galo y Adelaida, pero el primero de categoría 1.000. Su adversaria tan sólo sumó 13 puntos, cuatro de ellos en el último juego del partido.

A la tenista natural de Varsovia, admiradora de Rafael Nadal, no le pesaron los dos compromisos que tuvo que disputar ayer en los cuartos con Elina Svitolina y las semifinales ante Coco Gauff. Pliskova, por tres veces seguidas finalista de Roma, sólo había tenido que hacer frente a la semifinal con Petra Martic.

Con la dulzura de una niña, la nueva reina en la capital italiana le dedicó la victoria a su gata en la ceremonia de premiación: “He pensado en ella todos los días que he estado aquí”. Swiatek bromeaba a la conclusión: “Por fin podré comer un tiramisú”.

Fuente: Marca

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s